la mala conducta en el hiperactivo

 

Cuando el comportamiento hiperactivo se convierte en un problema
Debes saber qué hacer para corregirlo

 

El niño hiperactivo puede presentar trastornos de conducta.

No quiere decir que todos los niños que se portan mal sean hiperactivos. Ni que todos los niños hiperactivos tengan problemas de conducta.

 

Conductas normales a determinadas edades

Debemos diferenciar entre las conductas propias de determinadas edades:

  • Decir a todo «no», propio de niños pequeños
  • Desobedecer.
  • Las pataletas.
  • Saltarse las clases.
  • Oponerse a las normas de padres y otros adultos, (adolescencia), etc

Es normal pasar por todas estas fases en la evolución del niño.

 

Conductas más graves y persistentes que no son normales:

El niño hiperactivo

  • Enfurecerse por cualquier cosa.
  • Discutir con los adultos y desafiarles por sistema.
  • Molestar a otras personas a propósito.
  • Echar la culpa a los demás de los propios errores.
  • Ser rencoroso y colérico.

Cómo saber por qué la conducta se ha convertido en un problema

En ocasiones el niño hiperactivo impulsivo presenta este tipo de conductas.

Cuando esto sucede decimos que tiene el Trastorno Negativista Desafiante, (TND).

El doctor Barkley se refiere a él como Trastorno Oposicionista Desafiante, (TOD).

Y nos dice:

«El  niño hiperactivo tienen 11 veces más posibilidades de presentar este trastorno».

Te dejo el fragmento de un vídeo para que lo puedas escuchar.

Es muy corto pero de gran interés.

 

La Comunidad TDAH ha publicado un interesante artículo  sobre este tema.

Nos habla de los errores que podemos cometer cuando un niño tiene problemas de conducta.

Han participado en él especialistas de gran prestigio.

MJA Gómez afirma:

«En relación a los trastornos de comportamiento hay dos errores frecuentes:

1. Considerar que todo niño con explosiones temperamentales tiene un trastorno del humor.

2.Considerar que las explosiones temperamentales no son importantes, una mera «llamada de atención»

que requiere nada más que un establecimiento correcto de límites.

El primer error nos puede conducir a un exceso de prescripción farmacológica.

Pero el segundo a dejar al niño sin el tratamiento que necesita» (p. 88)

 

Te dejo el enlace por si quieres leerlo Todo sobre el TDAH

 

Cómo saber si tiene el Trastorno Negativista Desafiante.

El DSM 5 te ayudará a identificarlo y a saber cuando debes alarmarte.

Utilizaremos sus criterios diagnósticos:

Los criterios están agrupados en tres categorías:

  1. Enfado/irritabilidad
  2. Discusiones/actitud desafiante
  3. Vengativo

Debes rodear los apartados que coincidan con la conducta de tu hijo.

Enfado/irritabilidad.

  1. A menudo pierde la calma.
  2. A menudo está susceptible o se molesta con facilidad.
  3. A menudo está enfadado y resentido.

Discusiones/actitud desafiante.

4.Discute a menudo con la autoridad o los adultos.

5.A menudo desafía activamente o rechaza satisfacer la petición por parte de figuras de autoridad o normas.

6.A menudo molesta a los demás deliberadamente.

7.A menudo culpa a los demás por sus errores o mal comportamiento.

Vengativo.

8.Ha sido rencoroso o vengativo por lo menos dos veces en los últimos seis meses.

En los niños menores de 5 años:

El comportamiento debe aparecer casi todos los días durante seis meses, (criterio a8).

En los niños de 5 años o más:

El comportamiento debe aparecer por lo menos una vez por semana durante seis meses, (criterio a8).

 

Grados:

  1. Leve: los síntomas se limitan a un entorno, (casa, escuela, con los compañeros).
  2. Moderado: Algunos síntomas aparecen en dos entornos por lo menos.
  3. Grave: algunos síntomas aparecen en tres o más entornos.

Cuando acabes debes analizar el resultado.

Si has rodeado cuatro o más apartados, puede que el niño tenga TND.

Importante:

Estas conductas tienen que estar presentes al menos durante seis meses.

Si es algo puntual, valora si algo ha cambiado en el entorno del niño.

El niño «vengativo». Características

El doctor Barkley, (2016) nos dice:

«Los niños vengativos y desafiantes….

‹ Cambian rápidamente de estar contentos a estar enfadados

‹ Luchan contra lo que tienen que hacer de forma obligatoria, como hacer la cama, ir a la escuela o sentarse a la mesa en la hora de las comidas, incluso cuando saben que se les obligará a cumplirlo.

‹ Insisten en hacer las cosas a su manera cuando juegan con sus amigos.

‹ Discuten y vociferan cuando realizan las tareas, tanto si son pequeñas como grandes, especialmente si no quieren hacerlas.

‹ Pueden engañar o mentir para escapar a la responsabilidad de sus acciones.

‹ Tienden a mostrarse rencorosos y no olvidan los pequeños desaires.

‹ Se irritan con facilidad.

‹ Se pueden mostrar hostiles con algunas personas sin ninguna razón.

‹ Ignoran las órdenes.

‹ Desobedecen deliberadamente a sus padres, y algunas veces, a otros adultos.

‹ Rompen las reglas de forma indiscriminada.

‹ Molestan o se burlan de la gente, aparentemente para divertirse.

‹ Se resisten a interrumpir sus juegos.

‹ Se muestran resentidos y culpan a los demás de sus errores.

‹ No pueden controlar su genio como lo hacen los niños de su edad.

‹ A menudo, cuando están enfadados, rompen o destruyen cosas.

‹ Pueden tener conductas autolesivas como aguantar la respiración o golpearse la cabeza.

‹ Muestran poco respeto por sus padres, especialmente por la madre, (p. 24-25)

 

Si después de haber llegado hasta aquí te ha saltado la voz de alarma.

Entra en la 1ª parte de esta guía: TDAH en niños. Guía para padres

donde te explico cómo puedes saber si tiene TDAH. Si las puntuaciones te indican que puede tenerlo, busca ayuda profesional.

Cuanto antes se inicie el tratamiento del niño, mejor será su evolución.

Causas del Trastorno Negativista Desafiante

Puede deberse a factores diferentes.

Cada uno de los que detallaré a continuación, moldean la conducta del niño:

  1. Niños muy impulsivos, con grandes dificultades para controlar sus emociones.
  2. Niño con TDAH, (hiperactivo). Hemos visto que tiene muchas probabilidades de desarrollarlo.
  3. La interacción del niño con sus padres:
    1. Utilizar técnicas de refuerzo negativo ante la conducta desafiante del niño.
    2. Actitud de los padres excesivamente dictatorial o permisiva.
    3. Normas cambiantes, (no se aplican siempre que ocurre la conducta problema).
    4. Padres muy impulsivos que no controlan sus emociones, (posiblemente con TDAH)
  4. Las situaciones que se producen en el entorno familiar:
    1. Peleas entre los padres.
    2. Ambiente desestructurado.
    3. Estrés en los padres que les hace tener reacciones negativas.
  5. Ambientes marginales o de pobreza.

Recapitulemos

El niño hiperactivo con Trastorno negativista Desafiante

Si crees que el niño puede ser hiperactivo, (tener TDAH).

Tiene dificultades para controlar sus emociones.

Su carácter es difícil, con problemas de conducta.

Te resulta difícil manejarlo….

Conviene hacer una reflexión.

El TDAH es muy heredable. Si el niño lo tiene, quizá lo tenga también su padre o su madre Si es así, tal vez le cueste controlar sus emociones y explote fácilmente con el niño. Esto hace más difícil manejar los problemas de conducta.

¿Qué se debe hacer?.

Buscar a un buen profesional. Si crees que es tu caso

Te ayudará a manejar los problemas de conducta del niño y a aprender a controlar tus emociones.

Pero no debes preocuparte, sólo ocuparte:

  • Has aprendido a identificar el TDAH.
  • También sabes si el niño hiperactivo tiene el Trastorno Negativista Desafiante.

 

Autora: Inés Hijosa Lorenzo 

Inés Hijosa

Pedagoga especializada en Dificultades de Aprendizaje.

Licenciada en Ciencias de la Educación.

Máster en Psicopatología del Lenguaje.

Máster en Educación Superior

Colegiada nº: 47699

correo:mihijosa@gmail.com

telf: 607265044

Fuentes Utilizadas:

Álvarez Gómez, S. E TDAH y su Comorbilidad Psiquiátrica. Comunidad TDAH

Sharon L. Foster, B. B, (2012). Prevención de los Problemas de Conducta: lo que sí funciona. Chicago: Universidad de Illinois

Barkley, R. A, (2014). Hijos Desafiantes y Rebeldes. Consejos para recuperar el afecto y lograr una mejor relación con su hijo. Barcelona: Paidós

Association, A. P, (2014). Manual Diagnóstico y Estadístico de los Trastornos Mentales DSM-5. Editorial Médica Panamericana

2 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *